jueves, junio 13, 2013

A chuva

Cuando va a llover los tejados se preparan para recibir con sus manos abiertas los golpes dulces.
Del cielo se desprende el polvo.
Las primeras gotas de agua son kamikazes que estrellan su sangre.
En los techos viejos se precipita el vino sobre la roca.
El bosque levanta sus faldas.
Las preguntas se vuelven pájaros.
La lluvia todo lo abarca con su boca.













Hugo Oquendo-Torres
Poética de lo simple

13 de Mayo, 2013
Reacciones: